Curiosidades sobre la Navidad en Madrid

Curiosidades sobre la Navidad en Madrid
Comparte este artículo
Autor: Comentar

Aunque oficialmente la Navidad comienza a partir del 24 de diciembre, desde finales de noviembre se llena toda la ciudad de luces y decoración navideña que inunda de magia Madrid.

Este año podremos disfrutar de las luces navideñas del 25 de noviembre al 6 de enero, aunque se han reducido los horarios de iluminación con el objetivo de ahorrar (con más intensidad en los días navideños clave). Además, se repiten los diseños del año pasado en todas las zonas, incluyendo en su día,  el polémico árbol de navidad creado por la firma Agatha Ruiz de la Prada.

149083374

Se utiliza también como un reclamo turístico, ya que mucha gente aprovecha las fiestas navideñas para visitar la capital con intención de ver su decoración. Y volverá, un año más, el tan deseado espectáculo para niños “Cortylandia”.

Los centros El Corte Inglés pueden presumir de haber construido un espectáculo infantil que sólo tiene lugar en navidades, y que se ha convertido desde hace mucho tiempo en una tradición navideña más. Cada año se crea un mundo de fantasía distinto en el que diversos personajes cantan para entretenimiento de los más pequeños.

Lo que nunca cambia es la tradicional canción de clausura, que es la canción de Cortylandia. Padres y niños la cantan al unísono como colofón final del espectáculo.

Ahora hay varios Corte Inglés donde hacen esto, pero el original donde se ha hecho siempre este espectáculo infantil se encuentra en pleno centro de Madrid, concretamente en el Corte Inglés de Preciados.

Y, siguiendo con tradiciones navideñas de Madrid, no nos podemos dejar el tradicional mercado de la Plaza Mayor. Desde piezas para el Belén hasta todo tipo de artículos de broma, nos encontraremos aquí precios bastante asequibles. Es recomendable pasarse aunque no se tenga la intención de comprar, ya que merece la pena sólo por ver el ambiente festivo y pasarse por los puestos de patatas y castañas asadas.

Fuente Imagen Thinkstock.

Comparte este artículo